logo

TJ (664) 900-6106 / SD (619) 488-2120

Av. Sirak Baloyan 1935, Zona Centro, Tijuana

Blog

Sobre el Bruxismo (Apretar y Rechinar)

On June 3, 2017

By

¿Aprieto? ¿Rechino mis dientes? ¿Cómo lo puedo saber? ¿Cuál es la diferencia entre una y otra después de todo?

Estas son preguntas importantes que algunos de ustedes pudiera haberse hecho. A otros, sus dentistas pudieron haberles dicho que lo estaban haciendo, por lo general seguido con la  recomendación del uso de una guarda o protector nocturno. En algunas circunstancias, el dentista que detecta signos de apretamiento y rechinamiento también puede recomendar coronas, tratamiento de ATM (articulación temporomandibular, localizado justo a un lado de tu canal auditivo), limar algunos de los dientes, entre otras cosas. Estoy de acuerdo con todos estos tratamientos como un alivio para alguien que sufre de este malestar y también me gusta llegar a la raíz del problema, el saber por qué mi paciente está apretando y rechinando.

Entonces, empezaremos con el título del problema y tomarlo desde ahí. Si juntas tus dientes y todos los superiores  e inferiores están en contacto y permanecen en ésta posición, eso es apretar. Si, mientras detienes ésta posición sin separar los dientes, empiezas a mover tu mandíbula hacia atrás, adelante, hacia la izquierda y hacia la derecha, aunque sea un movimiento menor, entonces esto es rechinar. Y un bruxista es el paciente que hace la combinación de los dos. Sencillo, no es así? En mi opinión, no se puede ser un rechinador sin ser un apretador.

De acuerdo, entonces regresemos a la definición de apretamiento. Toma en consideración que tus dientes superiores solo deben de hacer contacto con los dientes inferiores mientras 1) masticas, 2) tragas comida, líquidos o saliva y 3) si estás utilizando una guarda protectora, como en el deporte y 4) cuando tu mandíbula busca su “posición de descanso”, movimientos laterales y prognáticos… cosas técnicas que no valen la pena explicar. Entonces esto significa que en cualquier otra situación aparte de estas cuatro, si te encuentras haciendo contacto con los dientes superiores e inferiores,  probablemente eres un apretador. Piénsalo, si mientras lees un libro, manejas, ves televisión, incluso cuando caminas y te encuentras haciendo contacto con los dientes,  probablemente eres un apretador. Entonces; si después de esto mueves tu mandíbula, quizá seas un rechinador  también; esto normalmente ocurre durante la noche.

Signos que puedan indicar que estuviste rechinando durante las horas de sueño:

• Despiertas sintiéndote como que estuviste masticando chicle toda la noche, como si hubieras levantando pesas con tus músculos de las mejillas (es raro, lo sé), sientes todo tu cuerpo relajado y listo para empezar el día pero sientes la boca cansada.
• Observas señales de desgaste en las superficies de los dientes donde se mastica y alrededor de la línea de la encía.
• Tus dientes están sensibles especialmente alrededor de la línea de la encía.
• Empiezas a quebrar dientes, rellenos o coronas
• Tienes dolor de ATM

Si eres valorado por un dentista tradicional y él detecta uno o más de estos signos, entonces recomendará los tratamientos adecuados. Normalmente es algo como lo siguiente:

• Músculos para masticar adoloridos= Guarda nocturna
• Desgaste de dientes= Rellenos o coronas
• Dientes sensibles= pasta dental para sensibilidad
• Dolor de ATM= referido a un especialista de ATM

Ahora, hay que revisar rápidamente por que estarías apretando y rechinando:

1.- Estrés
2.- Ansiedad
3.- Nerviosismo
4.- Ha desarrollado un tic nervioso
5.- Intranquilidad
6.- Reacción traumática
7.- Un relleno dental previo se dejó muy alto
8.- Necesita brackets (maloclusión)

Personalmente, las razones de la #1 a la #6 son iguales para mí. Todas se deben a estar estresado. La #7 y #8 deben ser atendidas. Para mi punto de vista, la razón principal por la que la mayoría de la gente aprieta y rechina los dientes es por estrés. Cualquier tipo de estrés. Lo que sea que nombre, estrés referente: al tráfico, trabajo,  vecindario, asuntos familiares, dinero, amor, pérdida de  un ser querido o su trabajo, en espera de un bebé, ganarse la lotería, gastos, entre otros. La primera pregunta que debes hacerte es: “Que me puede estar estresando?” Si no tienes respuesta, intenta adivinar una. Y este es el paso número 1: Identificar lo que te está estresando. Usualmente es el más difícil de todos los pasos ya que involucra reconocimiento y aceptación individual. El paso número 2 es tratar con ese problema debidamente para bajar tu nivel de estrés. Puede ser algo tan sencillo y rutinario como leer un libro,  ver televisión hasta ir a clases de yoga. Se trata de hacerte consciente de la causa de tu estrés y después tratarlo adecuadamente; si se hace naturalmente, mucho mejor, aunque en algunas casos son necesarios los remedios farmacéuticos o terapia profesional. Esto puede incluir uno o varios de los siguientes puntos:

• Hacer Yoga, meditación o algo similar
• Comenzar tu camino espiritual
• Ejercicios de respiración
• Homeopatía
• Asertividad
• Empezar a comer saludable
• Rezar
• Leer un libro
• Caminar en la playa o entorno natural
• Platicar con una figura religiosa de tu iglesia
• Empezar a practicar un deporte
• Cuidar de tu tracto gastrointestinal (colónicos, dieta apropiada, suplementos, etc.)

Todo lo mencionado arriba se escucha perfecto, pero es más fácil decirlo que hacerlo, no es así? Escoja uno, dos o más que esté dispuesto a empezar y que se pueda comprometer a ellos. Entonces, Yo, como dentista, que puedo ofrecer como tratamiento mientras haces esto? Ofrecerte una guarda nocturna, también conocido como protector bucal.

La guarda no es el tratamiento para el bruxismo; solamente es una solución paliativa mientras trabajas en lo que te está estresando. Lamentablemente, la mayoría de los dentistas piensan que es la solución al problema. La guarda hace dos cosas para ti: 1) previene que desgastes la estructura de tus dientes (vas a estar triturando el acrílico y tendrás que reemplazarlo una vez que lo perfores) y 2) reprograma sus músculos mandibulares y ATM a bajar su nivel/fuerza de rechinar.

El truco es controlar tu nivel de estrés para que no tengas que depender de una guarda durante toda tu vida.

Como nota personal, cada uno de nosotros necesita lidiar con estrés de alguna manera/nivel u otra. Muy pocas personas  llevan una vida libre de estrés; yo solo conozco a un amigo que logra vivir así, Juanito NegroQuemado. Es difícil alejarse del estrés, especialmente si te está esperando a la vuelta de la esquina, en el siguiente semáforo o una vez que llegas a tu oficina. No puedes controlar ninguno de estos factores; es imposible deshacerte de ellos; como no los creaste no los puedes destruir. Lo único que SI puedes controlar es como TÚ reaccionas ante ellos. Como tú cuerpo responderá al estrés… y aquí está la magia de todo esto, tienes poder absoluto sobre tu cuerpo y su reacción. Puedes mirar al estrés en la cara y estar tranquilo ante él, ya que ahora tienes la información y herramientas para trabajar en cómo tu cuerpo responderá a él.

Y mientras tanto, hay que hacer tu guarda.

Lo que necesita saber sobre la Enfermedad Periodontal

On April 3, 2017

By

Muchos de nosotros hemos escuchado el término “enfermedad periodontal” pero pocos han considerado este problema como una enfermedad, es decir, como una enfermedad real.

Enfermedad periodontal o periodontitis, es la segunda etapa de otra anterior, gingivitis. Si la tiene y no se cuida, puede ascender a periodontitis, siendo más destructiva y aún más difícil de controlar. Puede estar presente con o sin dolor, por eso es considerada agresiva. Si es detectado por su dentista tradicional, probablemente le ofrezca una limpieza profunda y remedios antibióticos como tratamiento.

El enfoque que a mí me gusta tomar es, para empezar, educar al paciente sobre en qué consiste ésta enfermedad. Creo que este es el paso más crucial de todos, que el paciente entienda verdaderamente lo que su enfermedad es, como empezó y como tratarla en casa al cambiar solo algunos hábitos de higiene oral. Piénselo, esta es una enfermedad con la que el paciente está viviendo 24 horas al día y es importante que la reconozca y atienda con su debida importancia. Considero que tratarla depende 80% de la participación del paciente, cuidados en casa y remedios; y 20% depende de cuidado dental en consultorio. Es muy fácil para el dentista tradicional solo decir “Necesita varias consultas para limpieza profunda; después de esto necesitaría verlo 4 veces al año para continuar con ellas”. Dos cosas suceden cuando se dice lo anterior: 1) Primero, el dentista le está quitando todo sentido de bienestar de responsabilidad al paciente; está prácticamente diciendo “Yo hare todos los tratamientos; no hay nada que usted pueda hacer por sí mismo”. Y, 2) el dentista casi le está dando una sentencia de por vida de “limpiezas profundas” al paciente.

Prefiero apoderar a mis pacientes a ser proactivos en su cuidado de las encías.

El dentista limpiará los dientes de su paciente, digamos, en unos 60 minutos en el sillón dental, pero ¿qué sucederá una vez que el paciente salga del consultorio y se come un taco y no está debidamente instruido en como mantener limpias sus                          encías? Exactamente, se convertirá en un paciente de limpieza profunda de por vida. Un panorama maravilloso para el dentista, no para el paciente.

Después de educar al paciente y proveerlo con conocimiento suficiente para comprender todo el panorama, entenderá como su enfermedad está directamente relacionada con enfermedades del corazón y problemas de circulación, tales como diabetes y presión alta. No puede atender una enfermedad sin tratarse la otra; van de la mano.

Parte de la educación es ofrecer alternativas a los tratamientos tradicionales para la enfermedad periodontal. Varios pacientes previamente diagnosticados con esta enfermedad han tenido tratamiento y han continuado batallando con estos problemas aún varios anos después de que fue detectada. La enfermedad periodontal puede ser controlada y, seguido puede revertirse, pero solamente si cambia sus hábitos de rutina oral en casa y fuera de casa. Mi enfoque es con ayuda de odontología holística y alternativa, remedios que pueden ayudar a recuperar la pérdida de hueso y encías retraídas, con frecuencia pudiendo mejorar la profundidad de las bolsas, la movilidad de los dientes y reducir la formación de sarro. Agregando la sales celulares de Schussler y xilitol a su dieta puede tener un gran impacto en su salud bucal y sistémica. Trabajando con gas ozono y agua ozonizada mejora grandemente el resultado de su tratamiento. Repasando lo básico también es de mucha ayuda; esto es, digamos, aprendiendo nuevamente a cepillarse los dientes, hilo dental y el tipo de enjuague bucal que use.

Siéntase libre de hacer una cita para una consulta dental en Tijuana junto con sondeo de sus encías y una serie completa de radiografías para determinar si usted tiene gingivitis o periodontitis y para saber y aprender cómo abordarlo con un acercamiento natural  y estará en camino de obtener un mejor estilo de vida y más saludable.

Rellenos Libres de Metal

On October 8, 2016

Cuando un diente es afectado por bacterias (caries) necesita ser tratado a tiempo, para evitar que se siga debilitando y se afecten las capas interiores. El diente afectado por la caries empieza a tornarse con manchas o líneas de color obscuro y formar cavidades. La manera en que detectamos la caries en el consultorio dental es con la exploración visual y tomando una serie radiográfica completa de su boca. Cuando solo se ve afectado el esmalte podemos limpiar el diente y restaurarlo con un relleno.

El material que se utiliza como relleno es una pasta blanca, resinosa del color del diente. Esta pasta es libre de metal. Hoy en día estos rellenos suelen ser con suficiente dureza para resistir las fuerzas de masticación, por lo que es ideal tanto para dientes anteriores como para los molares. También son muy estéticos, pues existen diferentes tonos de los dientes y encontraremos el que sea más parecido a su tono natural para lograr la estética deseada.

Retirar una caries y colocar el relleno es un procedimiento de rutina en el consultorio dental. Generalmente se realiza en una sola cita.

before-after-rellenos

Es un error pensar que las restauraciones duraran para siempre, con el paso del tiempo se desgatan y deterioran por lo que después de un tiempo necesitaran un reemplazo.

Muelas del Juicio

On June 22, 2016

 Las molares del juicio son los últimos dientes en formarse, aproximadamente erupcionan fuera de la encía entre los 17 y 22 años de edad, pero si no hay suficiente espacio en la boca para acomodarlos o si estas molares vienen en una mala posición (inclinadas) pueden llegar a provocarnos bastantes molestias y dolor.  Los problemas más comunes que suelen causar las molares del juicio son caries, ya sea sobre ellas o al diente vecino, infección, mal aliento, problemas de encías y apiñamiento. También por encontrarse al fondo de la boca se vuelve más complicado el cepillado lo que favorece la acumulación de bacterias.

  En mi experiencia yo recomiendo extraer estas molares entre los 16 y 24 años de edad, porque a esta edad las raíces están menos desarrolladas y las complicaciones son mínimas al momento de removerlas. Además siendo jóvenes, el tejido cicatriza más rápido que siendo adultos.

  La manera en que evaluamos cómo se encuentran sus molares del juicio es con una consulta de rutina, donde tomamos una radiografía con la cual podemos diagnosticar  si es mejor mantener la muela o extraerla.

  Si su molar viene en buena posición se realiza una extracción de rutina; si la molar viene inclinada o bloqueada por hueso, se necesita realizar una cirugía bucal.

La muelas del juicio son impredecibles y pueden llegar a causar molestia en cualquier momento, tomar un analgésico  sólo lo aliviará momentáneamente, es mejor quitar el dolor de raíz.